publicidad
El ex futbolista y entrenador no hace a un lado sus diferencias con el actual presidente del Barcelona, Sandro Rosell.

Cruyff admite que no tiene ''ni necesidad ni ilusión'' por estar en el Barça

Cruyff admite que no tiene ''ni necesidad ni ilusión'' por estar en el Barça

El holandés Johan Cruyff, ex entrenador del FC Barcelona, ha asegurado que no tiene "ni necesidad ni ilusión" de estar en el club catalán.

El ex futbolista y entrenador no hace a un lado sus diferencias con el a...
El ex futbolista y entrenador no hace a un lado sus diferencias con el actual presidente del Barcelona, Sandro Rosell.

BARCELONA, España - El holandés Johan Cruyff, ex entrenador del FC Barcelona, ha asegurado que no tiene "ni necesidad ni ilusión" de estar en el club catalán, después de que rechazara la presidencia de honor con la llegada de Sandro Rosell al club catalán.

En unas declaraciones a 'Rac1', Cruyff admite que es imposible reconciliarse con la actual directiva, porque hablaron mal de él durante los tres años que duró la precampaña electoral.

El holandés fue nombrado por la directiva de Joan Laporta, con quien le unía amistad y de la que era consejero externo, como presidente de honor, pero Cruyff devolvió la insignia el primer día de la presidencia de Rosell.

"Nunca me dejo utilizar", ha recordado el extécnico azulgrana, quien ha criticado que el patrocinio de la camiseta haya pasado con Rosell a Qatar Airways después de que tiempo antes la referencia fuera Unicef.

publicidad

"Parece que los que estábamos antes éramos tontos... Unicef ha hecho una labor enorme en todo el mundo por el prestigio del Barcelona y si todos estos valores sociales no tienen importancia, solo el dinero, entonces no quiero estar (en el club)", ha recordado.

Cruyff ha reconocido que posteriormente se ha reunido con Rosell, quien fue a visitarle a su casa de El Muntanyà, pero que no llegaron a entenderse.

"Le dije que es inaceptable que hubiera hablado de esta manera de mí (..) No aceptaba lo que había dicho de mí o si no tenía que rectificar, entonces es mejor dejar el tema. No tengo ni buena ni mala relación con él, no hay relación", ha insistido.

Ha admitido que es amigo de Joan Laporta, pero mucho antes de que éste decidiera presentarse a las elecciones en 2003, ya que le representaba como abogado. Sobre aquella junta directiva, Cruyff valora la evolución del club, cómo estaba la entidad y cómo evolucionó posteriormente.

De esa época, el holandés destaca el trabajo de Frank Rijkaard, Pep Guardiola o del director técnico Txiki Beguiristain. "Es un lujo enorme", ha insistido Cruyff, quien no quiere pronunciarse sobre la posibilidad de recomendar a Laporta que se presente a las elecciones de 2016.

"Para qué pensar en una cosa que es de aquí tres años. Lo más importante es ver cómo estaba el club cuando llegas y cómo está cuando te vas", ha insistido.

publicidad

Sobre el clásico del próximo sábado, Cruyff ha admitido que no ha visto ningún partido completo esta temporada ni del Barça ni del Real Madrid. "Sólo resúmenes", ha dicho.

Asegura el extécnico que mientras el Barça tiene una línea, el Real Madrid "va a lo suyo, comprando a la gente y a ver". En este sentido se ha referido al fichaje de Gareth Bale por el conjunto madridista.

"Es muchísimo dinero para comprar un jugador y un problema para el chico, que no será valorado de manera normal. Ahora es él (Bale), pero antes era otro, el sistema es el mismo. El chico tendrá muchas dificultades y no es justo", ha opinado.

Después de cuestionar que Neymar y Messi pudieran ser compatibles a principios de curso, Cruyff ha dicho que nunca ha dudado de que el brasileño es "un grandísimo jugador", aunque ha aclarado: "hay muchos grandes jugadores que hay que cuadrar siempre dentro de un conjunto, de un estilo y de una manera".

Y al respecto se ha referido al fallido fichaje de Zlatan Ibrahimovic por el Barça. "A mí me gusta hablar antes, no después (de fichar a un jugador). Por ejemplo, Ibrahimovic, que es un gran jugador que esta demostrando su calidad donde vaya, pero aquí no", ha asegurado.

Para Cruyff uno de los problemas principales es "la cantidad de gente que habla y opina del fútbol, pero que no sabe" y ha puesto un ejemplo: "Todos tenemos el carné de conducir, pero no podemos participar en la fórmula uno, porque es otra cosa, aunque parece la misma".

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad