publicidad

Calificamos a los jugadores del Real Madrid contra el Barcelona logo-dep... Calificamos a los jugadores del Real Madrid contra el Barcelona logo-dep...

La Liga

Ancelotti puso a Sergio Ramos en el mediocampo para "buscar balance" según sus propias palabras.

Calificamos a los jugadores del Real Madrid contra el Barcelona

Calificamos a los jugadores del Real Madrid contra el Barcelona

Calificamos a los jugadores del Real Madrid en el partido clásico del Camp Nou ante el Barcelona (2-1).

Ancelotti puso a Sergio Ramos en el mediocampo para "buscar balance" seg...
Ancelotti puso a Sergio Ramos en el mediocampo para "buscar balance" según sus propias palabras.

Así jugó el Real Madrid el clásico del Camp Nou ante el Barcelona (2-1):

Diego López (5): tuvo menos trabajo del esperado. Cuatro disparos a puerta. En el primero se alió con la mala suerte cuando el chut de Neymar lo desvió Carvajal a gol, respondió bien ante el brasileño en un disparo potente, pero adelantó demasiado su posición para no llegar al balón picado del segundo gol de Alexis antes de una parada final en un mano a mano con Alves. Concentrado todo el partido, estuvo rápido en las salidas.

Carvajal (7): solventó con nota alta su difícil papeleta ante Neymar. Demostró que pese a su juventud está capacitado para jugar en cualquier estadio del mundo y medirse a los mejores. Explotó su velocidad para no sufrir en el marcaje en carrera. En estático se anticipó para evitar riesgos con la habilidad del regate del brasileño. En el único momento que le dejó espacio llegó el gol, con la mala fortuna de que rechazó en su pierna el disparo.

publicidad

Pepe (6): mantuvo el buen nivel defensivo del Real Madrid convirtiéndose en el jefe de la zaga, el futbolista que llevó la voz cantante para colocar líneas. Rápido para frenar a los rivales, atento para salir al corte y fuerte en el choque. En el primer gol del Barça cometió el error de no adelantar la línea para dejar en fuera de juego a Neymar.

Varane (5): pese a que mostró sus cualidades en una acción en la que reaccionó con rapidez para rebañar un balón de peligro a Neymar, antes cometió pequeños errores. Le faltó decisión en la jugada del gol de Neymar. Reculó antes de salir a Iniesta. Y perdió el marcaje de Neymar a los 54 minutos, con un balón a su espalda que salvó Diego López. Más nervioso de lo habitual sobre el césped.

Marcelo (3): estuvo desaparecido. Privó al Real Madrid de su faceta ofensiva, ese arma que entra por la izquierda y siempre sorprende al rival. No se incorporó nunca en ataque y tampoco defendió bien. Cometió numerosas faltas que mostraban su insatisfacción con su partido.

Sergio Ramos (5): su posición en el campo fue la sorpresa que tenía guardada Carlo Ancelotti. Lo ubicó de medio centro y Ramos demostró que no tiene los automatismos cogidos a esa demarcación. Muy diferente ver el fútbol siempre de cara al jugar como central que pasar a hacerlo como centrocampista. Recibió una amarilla evitable por sacar un codo a Neymar y le condicionó todo el encuentro. Aportó la lucha en cada balón que siempre deja pero le faltó dar fluidez al juego y velocidad.

publicidad

Khedira (6): todo su esfuerzo en el centro del campo lo deslució cuando llegó a los últimos metros y le faltó brillantez para definir ante Víctor Valdés. Su labor defensiva fue clave para la superioridad madridista en el centro del campo, especialmente en el segundo acto.

Modric (7): el mejor del Real Madrid. El único que tuvo personalidad para poner criterio al fútbol madridista de la primera mitad y tirar de su equipo en la segunda cuando el marcador jugó en su contra. Rápido, hábil, combinativo y brillante. Dio sentido al juego cada vez que el balón por sus pies.

Di María (6): bajó el nivel en el que se había instalado en los últimos encuentros. Comenzó provocando una amarilla a Sergio Busquets cuando sólo se cumplían 7 minutos, pero le faltó espacio para correr en el primer acto y acierto cuando pudo hacerlo en el segundo. A los 59 minutos desperdició su única ocasión de chutar a puerta, en un rechace desde la frontal tras un saque de esquina, y seis después no marcó por una mal control orientado, cuando se quedaba solo tras buen desmarque.

Cristiano Ronaldo (6): no encontró su sitio con el intercambio de posiciones ofensivas por las que apostó Ancelotti de inicio. Bale, Di María y Cristiano iban variando sus posiciones y el portugués, alejado de la banda, nunca brilló. Sufrió jugando de espaldas como jugador más adelantado. Cuando encaró generó peligro. A los 43 minutos para poner el centro a Khedira que acabó en mano de Adriano dentro del área. Se soltó desde el minuto 58, cuando Valdés le sacó su mejor ocasión, un zurdazo potente abajo en carrera. Y se desesperó pidiendo penalti de Mascherano cuando fue empujado con ventaja en carrera para chutar.

publicidad

Bale (5): su partido anárquico, sin acoplarse aún al fútbol español y al juego de sus compañeros, lo pudo salvar en las acciones aisladas en las que encontró el balón en tres cuartas partes del campo para soltar dos zurdazos que no encontraron puerta. Le faltó puntería en su regreso a la titularidad una vez mejorada su condición física.

Cambios

Illarramendi (7): entró al campo a los 56 minutos y dio sentido al juego del Real Madrid. Mayor colocación con su simple presencia. Desató los mejores minutos de fútbol de su equipo, jugando con criterio, imponiéndose en la lucha de la medular con frescura y brillantez en el pase.

Benzema (7): la paciencia de Ancelotti se acabó el día del partido más grande y Karim fue suplente en el Camp Nou. Jugó la media hora final, al sustituir a Bale, y dejó más actitud en la búsqueda del remate. Comenzó cabeceando arriba su primera ocasión y soltó un latigazo que solo la madera del travesaño impidió que fuese el gol de la jornada.

Jesé (7): encaró siempre en los minutos que tuvo y junto a Carvajal reivindicó la presencia de la cantera madridista en los partidos grandes. Tuvo premio en el minuto 90, cuando marcó a pase de Cristiano en uno de los pocos contragolpes que el Real Madrid pudo explotar en el Camp Nou. Fue su primer gol en su primero de muchos clásicos que jugará en su carrera.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad