publicidad
Los cafetaleros vencieron 3-0 a Chile que sumó su segunda derrota.

Colombia 3-0 Chile: La cafetaleros se impusieron con autoridad ante los chilenos

Colombia 3-0 Chile: La cafetaleros se impusieron con autoridad ante los chilenos

La selección de Colombia consiguió su primera victoria en el Sudamericano Sub 20 al derrotar 3-0 a Chile.

Los cafetaleros vencieron 3-0 a Chile que sumó su segunda derrota.
Los cafetaleros vencieron 3-0 a Chile que sumó su segunda derrota.

MONTEVIDEO, Uruguay.- Colombia ofreció la que es, posiblemente, la mayor exhibición de fútbol hasta la fecha en el Sudamericano Sub 20 para superar con comodidad a un Chile que se vio desorientado e impotente en todo momento.

Colombia salió al campo con la clara idea de demostrar por qué es el actual campeón del torneo y ofreció momentos de grandísimo fútbol a manos de un cuarteto atacante espectacular compuesto por Deinner Quiñones, Jeison Lucumí, Alfredo Morelos y Rafael Borré.

Comenzó muy bien el equipo colombiano, practicando un fútbol de asociación, con posesiones largas, ganando terreno en cada pase y ensanchado la cancha gracias al buen hacer de Quiñones por la izquierda y de Lucumí por la derecha.

En el minuto 12 el primero de ellos fue el artífice de una brillante asistencia en la frontal del área que habilitó a Rafael Borré para que, solo ante el meta, definiera de manera elegante y abriera el marcador.

El 0-1 permitió a Colombia jugar aún más prolijo ante un Chile que carente de ideas, fuera de sitio y un tanto individualista, que no buscaba un pase más sino llegar lo antes posible al área rival.

Sólo a balón parado tuvo una buena oportunidad la Rojita, con un remate del delantero del Parma italiano Ignacio Jeraldino, que se marchó fuera tras una faltaba botada por Lucio Cabral.

La segunda mitad comenzó de una manera vertiginosa con una Colombia que pudo liquidar el partido en el primer cuarto de hora con ocasiones de Juan Otero y Borré que milagrosamente salvó Miguel Vargas bajo palos.

El colegiado también evitó la posibilidad de que los colombianos aumentaran su ventaja en el marcador al no pitar un claro penalti sobre Borré que trataba de deshacerse de dos marcadores chilenos.

Las acciones fallidas de Colombia dieron algo de impulso a los chilenos, que a través de Cristian Cuevas y, de nuevo, Lucio Cabral, trataron de arrimarse al arco rival con una serie de combinaciones y algún centro desde la banda izquierda.

Apenas fue un fugaz e inofensivo destello. Colombia se propuso finiquitar la contienda y volvió a apabullar a su rival con buen fútbol, y esta vez convirtiendo las ocasiones en gol.

Primero con un golazo de Lucumí, que se vino al centro desde la izquierda, se acomodó la pelota en el pie derecho y con un contundente disparo superó al portero de la Rojita.

Poco después, Otero, que había salido desde el banquillo, puso el tercero en el luminoso culminando una bella jugada y recibir un gran centro desde la derecha de Borré.

Justo premio a una Colombia que ofreció el mejor fútbol en lo que va del campeonato: combinativo, veloz y, además, eficaz, y a cuatro hombres que amenazan con proyectarse en el mundo entero a partir de este torneo: Jeison Lucumí, Rafael Borré, Deinner Quiñones y Alfredo Morelos.


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad