publicidad
Rose Bowl

Stanford se hace de su octavo Rose Bowl tras vencer 45-16 a Iowa

Stanford se hace de su octavo Rose Bowl tras vencer 45-16 a Iowa

Universidad de Stanford fue una máquina ofensiva imparable ante Iowa la primera mitad del encuentro, que le sirvió para conquistar el Rose Bowl por 45-16.

Rose Bowl
Rose Bowl

Gracias en parte a la actuación de su quarterback Kevin Hogan, Universidad de Stanford fue una máquina ofensiva imparable ante Iowa la primera mitad del encuentro, que le sirvió para conquistar el Rose Bowl por 45-16.

Hogan consiguió su primer pase de anotación de tres que tuvo en su primera serie ofensiva, y luego corrió 8 yardas para otra anotación más. El vendaval que fue Stanford en ese inició le dio además para una intercepción con regreso de 55 yardas hasta las dagionales.

En el segundo cuarto se repitió la historia con otro regreso de patada ahora de 63 yardas y Hogan un nuevo pase de anotación que para ese momento tenían el marcador 35-0 en su favor.

La pesadilla se volvía a repetir para los del estado del Ojo de Halcón, ya que el año pasado fueron apaleados por Tennessee en el TaxSlayer Bowl.

Un nuevo gol de campo en el tercer cuarto de Stanford mantenía el complicado panorama para Iowa, que solo pudo conseguir un gol de campo para romper el cero y hacerse presente en el marcador en un partido que prácticamente se definió desde el segundo cuarto.

En el cuarto periodo vino una chispa de explosividad con dos anotaciones de CJ Beathard para Iowa, una de ella con el punto extra fallado, sin embargo, el fuego fue rápidamente sofocado con un nuevo touchwodn de sus rivales que dejo el definitivo 45-16.

Kevin Hogan terminó con tres anotaciones una interepción y 223 yardas en 12 de 21 oportunidades para que los Cardenales tuvieran su octavo Rose Bowl, mientras que Iowa llega a una racha ya de cuatro finales perdidadas de manera consecutiva.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad