publicidad
Gunther Cunningham impuso la disciplina a sus Lions (AP-NFL).

Gunther Cunningham: Estuve a punto de abuchear a los Lions

Gunther Cunningham: Estuve a punto de abuchear a los Lions

El coordinador defensivo de los Lions Gunther Cunningham abucheó a su propia defensiva luego de una difícil primera serie.

Gunther Cunningham impuso la disciplina a sus Lions (AP-NFL).
Gunther Cunningham impuso la disciplina a sus Lions (AP-NFL).

Gunther Cunningham estuvo a punto de perder la cabeza en la semana ocho. Los fans de los Detroit Lions estaban en el mismo estado que él.

¿Crees que los Lions pelearán por ir a playoffs? Opina en los foros de la NFL.

El coordinador defensivo de los Lions vio como su unidad cometió cinco faltas en la primera serie ofensiva de los Seattle Seahawks. Dos fueron declinados, pero eso no evitó que se escucharan los abucheos en el Ford Field.

“Estaba absolutamente listo para salir con ellos y empezar a abuchear”, dijo Cunningham el sitio web del equipo. “(Las faltas) fueron inaceptables”.

Los Lions lideran a la NFL en offsides, parcialmente debido a su agresividad en el intento de llegar al balón lo antes posible. Pero Cunningham y su personal ponen especial énfasis en no cometer esos errores en casa. El coordinador defensivo unió a su grupo luego de la primera serie y tuvo algunas palabras para ellos.

publicidad

“No volvimos a cometer esa falta de nuevo”, dijo Cunningham.

Este ha sido un problema para los Lions todo el año. El receptor Nate Burleson dijo que el equipo se mostró pasivo en un inicio lento por los arrestos del receso de temporada. Él creía que los Lions necesitaban regresar a ser agresivos. Esa agresividad, sin embargo, también los pone en riesgo de cometer faltas tontas. Debe hacer un feliz medio en alguna parte.

Para dar crédito a quien lo merece, los Lions cometieron solo dos faltas más como equipo tras la serie ofensiva inicial de Seattle, y uno de ellos fue a la ofensiva. No hay manera de que el regreso y triunfo sobre los Seahawks hubiera sucedido si seguían cometiendo errores mentales.

Esa podría ser la historia de los Lions de 2012.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad