publicidad
Daniel Ludueñqa anotó uno de los mejores goles del torneo, el cual esta llegó a ser nominado al premio Puskas que le otorga la FIFA al mejor gol del año.

Daniel Ludueña: "Quedan cuatro finales para Pachuca y queremos estar en la liguilla"

Daniel Ludueña: "Quedan cuatro finales para Pachuca y queremos estar en la liguilla"

"Quedan cuatro finales para Pachuca y queremos estar en la liguilla", dijo el mediocampista Daniel Ludueña.

Daniel Ludueñqa anotó uno de los mejores goles del torneo, el cual esta...
Daniel Ludueñqa anotó uno de los mejores goles del torneo, el cual esta llegó a ser nominado al premio Puskas que le otorga la FIFA al mejor gol del año.

PACHUCA - La derrota que sufrió Pachuca ante Pumas de la UNAM, dejó un gran malestar en el seno del equipo, admitió el mediocampista Daniel Ludueña, quien aceptó que los cuatro partidos que faltan serán finales.

"Esto sigue, sabemos que quedan cuatro finales y queremos estar ahí dentro, depende de nosotros mismos, así que hay que enfrentarlo de la mejor manera", dijo.

Aceptó que, sin embargo, no será nada sencillo el sumar en los juegos que sostendrán ante Monterrey y Tigres de la UANL, ambos de visitante, América y Chiapas.

"No van a ser fáciles los siguientes encuentros, pero los tomaremos como un partido de liguilla, porque serán rivales difíciles", apuntó.

El "Hachita" explicó que deberán superar lo antes posible el revés sufrido ante el cuadro capitalino, en el cual afirmó que fueron mejores en el trámite del partido.

publicidad

"Te duele el resultado, porque no era lo que querías, en casa no se permitía perder, pero nos queda la sensación de que dimos el máximo, entregamos todo y que no se pudo. Nos vamos con las manos vacías cuando realmente habíamos hecho algo más que ellos".

El cuadro que dirige el argentino Gabriel Caballero, que ocupa el sexto sitio con 20 unidades, visitará el próximo sábado a Rayados, duelo correspondiente a la fecha 14 del Torneo Clausura 2013.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad