publicidad

Ulises 'Archie' Solís y Luis Lazarte empataron

Ulises 'Archie' Solís y Luis Lazarte empataron

Luis Lazarte conservó su título minimosca de la Federación internacional de Boxeo contra el mexicano Ulises "Archie" Solís, en una decisión controversial de los jueces en Mar del Plata.

MAR DEL PLATA - Luis Lazarte conservó su título minimosca de la Federación internacional de Boxeo contra el mexicano Ulises "Archie" Solís, en una decisión controversial de los jueces en Mar del Plata.

En un pleito muy sucio por parte de Lazarte, que se vio impotente y desesperado ante el buen boxeo del azteca, los jueces regalaron el cinturón al argentino al conceder empate.

La pelea empezó con el clásico round de estudio, tanto Solís como Lazarte salieron cautos de sus esquinas, lo más importante fueron dos golpes detrás de la luna que lanzó el argentino.

El mexicano tomó la batuta del pleito, presionó su rival por todo el cuadrilátero, Lazarte atacaba, pero su ofensiva era desordenanda, en el tercer episodio volvió a golpear en la nuca a su rival, y lanzó una mordida a la oreja de Solís, el referí sólo dio una ligera advertencia,

En el cuarto asalto la impotencia del local fue evidente, no sabía decifrar el crucigrama que le planteó el "Archie", soltó otra vez puñetazos detrás de la cabeza del azteca, pero esta vez el tercero sobre la superficie resto un punto al pampero.

Lazarte enseñó su desesperación, no dejaba de pegar en la nuca a Solís, el encargado de impartir justicia detuvó el pleito y lanzó una advertencia al local, si volvia a dar golpes ilegales lo descalificaría, el argentino hizo caso omiso de la sugerencia del referí y al final del quinto asalto tiró un golpe fuera de tiempo al "Archie" quien fue a dar a las cuerdas.

publicidad

Solís mostraba un buen boxeo, manejó bien la distancia, el sudamericano cuando se olvidaba de los golpes ilícitos se veía bien en el cuadrilátero, el problema era que pocas veces se dedicó a boxear.

El de Jalisco pensaba que por puntos el pleito y el campeonato eran suyos, en el noveno capítulo bajo la intensidad de su golpes, se dedicó a mantener a Lazarte a distancia, que era un león enjaulado, no le encontraba la cuadratura al circulo que le planteó el mexicano.

Parecía que el plan de pelea de Lazarte eran los golpes ilegales, en el décimo capítulo nuevamente pegó a destiempo y en la nuca al mexicano, otra vez el referí quitó un punto al local, lo cual fue determinante en la tarjeta de los jueces.

En los dos últimos rounds Lazarte trató de acabar con la pelea con un golpe milagroso, pero Solís manejó bien las piernas y la cintura, los puños del argentino siempre saludaban al viento.

Al sonar el final del doceavo capítulo, Solis alzó las manos en señal de victoria, la otra cara de la moneda era el argentino que regresó con la cara abajo a su esquina.

Los dos púgiles esperaron la decisión los jueces que dieron 113-113, 109-117 y 113-113, al final fue empate, una conclusión que nadie entendió.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Más Deportes
publicidad