publicidad
Pavlik derrotó por deciisón unánime a Rosinsky en el Home Depot Center de Carson, California.

Kelly Pavlik no tuvo problemas con Will Rosinsky y ganó por decisión unánime

Kelly Pavlik no tuvo problemas con Will Rosinsky y ganó por decisión unánime

Kelly Pavlik (40-2, 34 KOs) se levantó con el triunfo por decisión unánime sobre Will Rosinsky (16-2, 9 KOs).

Pavlik derrotó por deciisón unánime a Rosinsky en el Home Depot Center d...
Pavlik derrotó por deciisón unánime a Rosinsky en el Home Depot Center de Carson, California.

CARSON, California " Kelly Pavlik (40-2, 34 KOs) se levantó con el triunfo por decisión unánime sobre Will Rosinsky (16-2, 9 KOs) en un combate pactado a 10 rounds en peso supermediano en Carson, California, en pelea de respaldo de la función encabezada por Nonito Donaire y Jeffrey Mathebula.

Rosinsky entraba y salía, metía combinaciones de hasta tres golpes, buscaba la pelea en corto, Pavlik se veía físicamente más grande que su enemigo, pero éste manejaba muy bien la velocidad.

Pavlik en el segundo asalto lucía paciente, no se desesperaba para atacar, esto lo llevó a encontrar la recompensa con un derechazo a la cara que mandó a Rosinsky a la lona, el joven se levantó, hizo una rabieta por haber visitado el tapiz y siguió con presión a su enemigo, hasta ese momento la experiencia le ganaba a la juventud.

publicidad

Rosinsky se movía por todo el cuadrilátero, era un blanco difícil de acertar, PAvlik igual que los ronds anteriores, esperaba que su rival atacara para rebotarlo con la mano izquierda y aguantar la oportunidad para dejarle ir el puño derecho.

Para el round número cinco, Pavlik ya tenía un corte en el ojo izquierdo, una lagrima roja recorría su rostro, esto le dio una confianza renovada a Rosinsky, el plan de pelea cambió, ahora Kelly buscaba a su enemigo, ya no lo esperaba tanto.

En la pelea, hasta lo que iba del séptimo round,  se notaba la clara diferencia de un boxeador acostumbrado a combatir en amateur y alguien que tiene un camino recorrido en lo profesional. Rosinsky tiraba más golpes, Pavlik no tantos, pero los de éste último eran mucho más poderosos, sabía pegar, no gastaba balas por gastar.

Pavlik dominó los 10 rounds, su experiencia lo sacó a flote, no tuvo mayot problemas, si esto hubiera sido una pelea en el terreno olímpico, Rosinsky seguro se llevaba el triunfo, pero en box profesional no fue así.

Los jueces calificaron bien el combate, dieron: 97-92, 98-91 y 98-91 todo para el ganador por decisión unánime Kelly ‘Fantasma’ Pavlik.

 

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Más Deportes
publicidad