publicidad

David Haye venció a su compatriota Audley Harrison y retuvo título pesado AMB

David Haye venció a su compatriota Audley Harrison y retuvo título pesado AMB

El británico David Haye conservó su título de los pesos pesados de la AMB al derrotar, en Manchester , a su compatriota Audley Harrison por nocáut técnico en el tercer asalto.

MANCHESTER - El británico David Haye conservó su título de los pesos pesados de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) al derrotar, en Manchester (Inglaterra), a su compatriota Audley Harrison por nocáut técnico en el tercer asalto.

El árbitro decidió detener el combate tras 1 minuto y 53 segundos del tercer round, después de que Harrison fuera severamente castigado con una serie de golpes de Haye, en la pelea disputada en el MEN Arena de la ciudad del norte de Inglaterra, ante unos 20.000 aficionados.

Haye, quien había obtenido su título hace un año merced a una victoria por puntos sobre el ruso Nikolay Valuev, llevó su palmarés a 25 triunfos y una derrota, mientras que su rival tiene 27 combates ganados y cinco derrotas desde que se hizo profesional.

Como detalle anecdótico, la víspera, el veterano Harrison, ganador de la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Sídney-2000, marcó 115 kilos en la báscula mientras que Haye sólo alcanzó 95,5, un peso relativamente modesto para la categoría.

El peso de Haye, de 30 años, fue el más bajo desde que pelea en la categoría pesados y es la consecuencia de su programa intensivo de entrenamiento.

Este combate ha sido considerado el más importante de los últimos años en Inglaterra en pesos pesados, desde que Lennox Lewis impidió a Frank Bruno ganar el título del Consejo Mundial de Boxeo (WBC) en 1993.

publicidad

Esta victoria sirve para empujar un poco más la posibilidad de una pelea del británico contra uno de los hermanos ucranianos Klitschko para unificar los títulos de la categoría, ya que Wladimir posee los cinturones de la Federación Internacional (FIB) y Organización Mundial (OMB) y Vitali tiene el del Consejo Mundial (CMB).

"Prometo que el año próximo se dará esa pelea contra uno de los hermanos Klitschko. No pueden escaparse a este combate. Tienen que sentarse, hablar con cierta sentido y hacer que este combate se dispute el año que viene", señaló Haye.

Para Harrison, a sus 39 años, esta derrota puede significar su fin en el boxeo profesional. El aspirante, quien había anunciado que derrotaría a Haye, que fue su amigo y compañero de entrenamiento, fue incapaz de soltar un solo golpe certero contra el campeón.

Haye y Harrison fueron amonestados por el árbitro Luis Pabón en el segundo asalto, conminándoles a que pelearan en lugar de bailar alrededor del ring.

Pero Haye explotó en el tercer asalto, acorralando a su rival, al que sacó el árbitro de la situación difícil que pasaba, deteniendo el combate.

Harrison recibió primero una cuenta hasta ocho, antes de que Haye continuará su castigo a su rival y el juez detuviera el combate.

"Estoy convencido de que puedo ganar a cualquiera en el mundo. Estoy en una forma muy buena como se ha podido ver. Puedo pegar y lanzar golpes donde quiera y eso es lo que pasó en el tercer asalto", señaló el vencedor.

publicidad

"Aposté en que iba ganar el tercer asalto y muchos amigos y familiares también lo hicieron, por lo que no quería decepcionarlos ganando demasiado pronto", añadió el campeón.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad