publicidad
Foto tomada en el Condado de Maricopa, Ariz. en la oficina del sheriff (AP-NFL).

Detienen al corredor Jonathan Dwyer y los Cardinals lo desactivan

Detienen al corredor Jonathan Dwyer y los Cardinals lo desactivan

La policía estadounidense detuvo a Jonathan Dwyer, de los Arizona Cardinals, bajo sospecha de asalto.

Foto tomada en el Condado de Maricopa, Ariz. en la oficina del sheriff (...
Foto tomada en el Condado de Maricopa, Ariz. en la oficina del sheriff (AP-NFL).

La policía estadounidense detuvo a Jonathan Dwyer, de los Arizona Cardinals, bajo sospecha de asalto, el último jugador de la NFL que llegó a los titulares por mala conducta fuera de las canchas.

Las acusaciones se derivan de un incidente ocurrido en julio en una casa de Phoenix y envuelven a una mujer de 27 años de edad y un niño de 18 meses, informaron medios locales.

"Nos dimos cuenta de estas alegaciones esta tarde cuando se nos notificó por la policía de Phoenix y estamos cooperando plenamente", dijeron los Cardenales en un comunicado, añadiendo que Dwyer no jugará por un período indefinido.

"Dada la gravedad de las denuncias, hemos dado el paso inmediato para desactivar a Jonathan de todas las actividades del equipo", añadió la nota.

publicidad

El diario Arizona Republic informó en su sitio web que el corredor de 25 años de edad fue detenido en las instalaciones de entrenamiento del equipo bajo sospecha de asalto con agravantes.

Un portavoz de la policía de Phoenix dijo que los investigadores tomaron un informe sobre el incidente ocurrido el 11 de septiembre, y los detectives habían estado desde entonces en la búsqueda de los registros médicos y entrevistas a testigos.

Dwyer, en su quinta temporada de la NFL, fue seleccionado por los Pittsburgh Steelerls y firmó un contrato de un año con los Cardenales en marzo.

El arresto de Dwyer se une a otros casos judiciales de alto perfil que involucran a jugadores de la NFL, como Ray Rice, Adrian Peterson y Greg Hardy.

Rice, estrella de los Baltimore Ravens, fue suspendido indefinidamente de la liga mientras se investiga acusaciones por golpear a su novia.

Hardy, jugador de los Carolina Panters, está apelando una condena por agredir a una exnovia, y Peterson ( Minessota Vikings) está acusado de abuso de menores tras dar una paliza a su joven hijo, una acusación que él niega.

El tackle defensivo de los San Francisco 49ers , Ray McDonald, también está acusado de golpear a su novia embarazada.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Más Deportes
publicidad