publicidad
Premios Juventud Vota ya, ¡los ganadores dependen de ti!
Texas registrará los disparos de policías

Texas tendrá un registro de los policías que disparen contra personas

Texas tendrá un registro de los policías que disparen contra personas

Todos los agentes que disparen sus armas figurarán en un registro estatal.

Texas registrará los disparos de policías
Texas registrará los disparos de policías

Mientras se suceden los escándalos por casos de brutalidad policial en EE.UU., el gobernador de Texas, Greg Abbott, promulgó hoy una ley para que todos los agentes que disparen sus armas contra personas a partir del 1 de septiembre figuren en un registro único que gestionará el estado.

En el registro, que controlará la Procuraduría General, también constarán los agentes que reciban disparos en acto de servicio.

Abbott eligió como escenario para firmar la ley la ciudad de Dallas, donde el pasado sábado un individuo abrió fuego contra las instalaciones del Departamento de Policía y fue finalmente abatido por el disparo de un agente.

Según el texto de la norma, los cuerpos policiales dispondrán de 30 días desde el momento del incidente para mandar a la Procuraduría General un reporte que incluya la edad, el sexo y la raza de la persona que sea objeto de disparos, así como del agente que apriete el gatillo.

publicidad

En el informe también deberá figurar si la víctima del disparo iba armada, la razón por la que el policía disparó y el número de agentes que había en la escena.

Los incidentes en los que no haya muertos o heridos no deberán reportarse.

"Esta ley nos pone a la cabeza de la nación. Texas tendrá un registro que será la envidia del país", explicó el representante demócrata Eric Johnson, impulsor de la norma en el Legislativo texano.

La Procuraduría General actualizará periódicamente el registro, que se podrá consultar online, y una vez al año publicará un informe recopilatorio que presentará ante las autoridades estatales y también será de acceso público.

Pese a las reticencias iniciales, la iniciativa tuvo el apoyo de algunos departamentos de Policía como los de Houston o Dallas, que introdujeron algunos aspectos y dieron un impulso para su aprobación, respaldada por demócratas y republicanos.

Tras el tiroteo de hace un año en Ferguson (Misuri) en el que un joven afroamericano desarmado falleció por los disparos de un agente, se iniciaron una serie de protestas por la falta de información que acompaña a estos casos que se han sucedido durante los últimos meses en el país.

En Texas, por ejemplo, el mexicano Rubén García Villalpando, que también iba desarmado, murió el pasado febrero después de que un agente le disparara tras una breve persecución, un caso que desató la protesta del Gobierno azteca.

publicidad

Aunque la ley pretende poner luz sobre estos casos, el propio Johnson admitió que no supondrá "el fin de la brutalidad policial".

Una postura compartida por John Fullinwider, de la asociación Madres Contra la Brutalidad Policial, quien dijo al periódico local The Dallas Morning News que se está "sobrevalorando" el impacto que puede tener la ley.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad